Migas

El Delantal VerdeReceta enviada por Publicado el lunes 12 de febrero del 2007.

Esta es la receta de mi abuela. Nadie las hace como ella.
Las migas son un plato sencillo que constituía la dieta fundamental de pastores arrieros y gentes del campo de Andalucía, Extremadura, La Mancha y hasta en Navarra. De este plato hay hasta más de 15 recetas diferentes. Se hacen normalmente aprovechando el pan duro, y se pueden acompañar de una gran variedad de ingredientes, como uvas, granadas, melón o pimientos fritos.
También hay quien las toma mojándolas en chocolate caliente o café, como es costumbre desayunarlas en Extremadura.


Tiempo total:
20 min.
Preparación:
15 min.
Cocción:
5 min.

Porciones:
2


Ingredientes

  • 500 gr de pan duro (mejor si es pan de pueblo)
  • 7 Ajos
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Agua

Instrucciones

Coge el pan duro, o del día anterior mejor, y partelo a pellizcos pequeños. En algunas panaderías se vende ya cortado para hacer las migas.

Échalo en un cuenco grande y añade un par de cazos de agua hirviendo con sal. Se trata de regar las migas con cuidado, no de empaparlas. Tapa bien para que se ablanden todas con el vapor caliente, y déjalas reposar una media hora.

Mientras, rompe un poco los ajos sin pelar, con un ligero golpe sobre la tabla de madera. También puedes hacerles una pequeña endidura con un cuchillo. Con esto evitarás que salten mientras los fries.

En una sartén onda, o en una olla (mejor metálica), pon un par de cucharadas de aceite por persona. No eches demasiado, pues te pueden quedar muy pringosas luego. Es preferible echar menos ahora, y añadir si en el proceso ves que se están resecando.

Dora los ajos a fuego lento-medio. Una vez dorados, añade las migas. Has de tener cuidado que no se peguen, remueve constantemente para que se doren y frian bien, pero sin resecarse. No hay un tiempo exacto, pero calcula al rededor de una hora para ese medio kilo de pan.

No dejes de remover con cuidado, para que no se peguen. Y siempre con el fuego lento.

En el momento que estén sueltas y doradas, pero jugosas, apaga el fuego y sirve bien caliente.

Sugerencias: Las puedes comer solas, pero quedan deliciosas como se toman en mi casa: acompañadas de una buena naranja cortada en gajos.


Desayunos |

Recibe recetas directo en tu correo:

Envía tus recetas :)

Comparte ya ›

últimas recetas


Berenjenas al miso

Berenjenas al miso
Celia Blanco
Publicada hace 2 días


Tarta de fresas

Tarta de fresas
Ceará
Publicada hace 2 días



Super cake de banana

Super cake de banana
Mar.veganfood
Publicada el viernes 8 de febrero del 2019


Pan de avena y harina orgánica integral

Pan de avena y harina orgánica integral
Mar.veganfood
Publicada el viernes 25 de enero del 2019